Protoboards

La Protoboard, llamada en inglés breadboard, es una placa de pruebas en los que se pueden insertar elementos electrónicos y cables con los que se arman circuitos sin la necesidad de soldar ninguno de los componentes. Las Protoboards tienen orificios conectados entre si por medio de pequeñas laminas metálicas. Usualmente, estas placas siguen un arreglo en el que los orificios de una misma fila están conectados entre si y los orificios en filas diferentes no. Los orificios de las placas normalmente están tienen una separación de 2.54 milímetros (0.1 pulgadas).
 
Una Protoboard es un instrumento que permite probar el diseño de un circuito sin la necesidad de soldar o desoldar componentes. Las conexiones en una Protoboard se hacen con solo insertar los componentes lo que permite armar y modificar circuitos con mayor velocidad.
Normalmente estas placas son usadas para realizar pruebas experimentales. Si la prueba resulta satisfactoria el circuito se construye de una forma más permanente para evitar el riesgo de que algún componente pueda desconectarse. En caso de que la prueba no sea satisfactoria, puede modificarse el circuito fácilmente.
Las Protoboards tienen tres partes: el canal central, las pistas, y los buses. En el canal central, ubicado en la parte media, se conectan los circuitos integrados para mantener aislados los pines de ambos lados del circuito integrado. Los buses se encuentran el los lados de la Protoboard, y generalmente se emplean para conectar la tierra del circuito y su voltajes de alimentación. La mayoría de las veces los buses están indicados con franjas color negro o azul para indicar el bus de tierra, y con franjas color rojo para indicar el bus de voltaje positivo. El resto de los orificios de la Protoboard pertenecen a las pistas. Como se mencionó anteriormente, las pistas están separadas por filas. Las filas están indicadas con números y las columnas están indicadas con letras 
Las Protoboards presentan algunas ventajas y desventajas. Entre sus principales ventajas esta que pueden utilizarse tantas veces como se requiera y que son de fácil manejo. Por otra parte, entre sus desventajas esta el inconveniente de que en ocasiones puede haber falsos contactos, los cables empleados pueden tener mala conductividad o estar rotos, lo que hace que las conexiones no sean tan seguras como las de las pistas de un circuito impreso. Otra característica que hay que tomar en cuenta es que las Protoboards no estan diseñadas para trabajar con componentes de gran potencia.
La corriente con la que puede operar una Protoboard varía entre 3 y 5 A, y esto depende del fabricante. Suelen operar a bajas frecuencias, entre 10 – 20 MHz.
Es importante mencionar que en inglés, se entiende por Protoboard, una placa prefabricada para soldar componentes, en México se suele llamar a este tipo de componentes por el nombre de placas fenólicas perforadas.
Marcel Díaz

Dejar un comentario